Noticias : Arquitectura : El arquitecto que dibujó en 3 horas los planos de una obra maestra

Noticias de Arquitectura

El arquitecto que dibujó en 3 horas los planos de una obra maestra

Mito o realidad, este famoso arquitecto se tomó su tiempo antes de sentarse a proyectar a toda velocidad una de las casas más famosas del siglo XX. (Mie, 23 Ene 2019)
El arquitecto que dibujó en 3 horas los planos de una obra maestra Es probable que la Casa de la Cascada sea la vivienda más famosa del siglo XX.

Proyectada por un Frank Lloyd Wright de 68 años, la historia de la casa es rica en anécdotas y polémicas, como las goteras que aparecieron en la estancia, o la inclinación de las extensas terrazas debido a un mal uso del concreto.

A pesar de eso, la casa se convirtió de inmediato en un icono, en un manifiesto de Wright, quien demostraba que aún era capaz de maravillar al mundo con sus proyectos.



Para comprender la casa y su conexión con el contexto en que fue construida. El terreno en el que se encuentra, entre rocas, agua y la vegetación de Bear Run, inspiró el diseño de Frank Lloyd Wright.

La relación del arquitecto con su cliente, Edgar Kaufmann, un empresario de Pittsburgh, inició cuando su hijo, Edgar jr., estudió con Wright en Taliesin, su casa-taller.

Wright, que sabía venderse muy bien, no tardó en convencer a Kaufmann de que construyera una casa de campo en el terreno de Bear Run, por el que los Kaufmanns sentían un gran amor.




Cualquier otro arquitecto habría colocado la casa frente a la cascada, para apreciarla a lo lejos, pero el genio de Wright hizo lo impensable: colocar el proyecto encima de la misma.

Fue un movimiento atrevido que permitió a los Kaufmanns no sólo contemplar la naturaleza, sino también vivir en medio de ella.




Afortunadamente, el arquitecto contó con el interés de un cliente abierto a las nuevas ideas, y que corrió el riesgo de hacer algo de ese tamaño.

Cuando Frank visitó el sitio, pidió a sus aprendices y ayudantes que hicieran un levantamiento preciso del sitio, marcando con exactitud la posición de árboles y rocas.

Luego, no hizo nada durante los siguientes tres meses.

Un día, el señor Kaufmann le llamó por teléfono: estaba en Milwaukee, a una tres horas de distancia de Taliesin. Le dijo que deseaba verlo para que le mostrara el proyecto.



Frank le dijo que estaba bien, que lo esperaba para mostrarle el trabajo. Pero no había hecho nada, hasta es momento.,

Según los relatos de varios de los aprendices de Wright en Taliesin, la Casa de la Cascada nació en cuestión de horas, algunos dicen que en 3.




Wright a menudo decía: "Simplemente sacudo los edificios de la manga".

Los primeros dibujos de Fallingwater, plantas, cortes y una perspectiva surgieron gracias al golpe de genio de Wright, además de su experiencia y maestría indiscutible.

El nombre, "Fallingwater", también se concibió, aparentemente en su casa-estudio, escrito a mano por el arquitecto en la parte inferior de los dibujos.

Cuando Edgar Kaufmann llegó por fin, Wright ordenó que lo dejaran pasar.

El cliente entró, y el arquitecto, siempre soberbio, le dio la bienvenida y le dijo: “Edgar, te estábamos esperando”.

El diseño de la casa simboliza la armonía entre las personas y la naturaleza.



A través de un diseño cuidadoso que se integra perfectamente con su entorno natural, el edificio, su mobiliario y el entorno se convierten en partes cohesivas de una composición unificada e interrelacionada.

Esto, como lo describió Wright, era "donde el todo es [para] la parte como la parte es para el todo y donde la naturaleza de los materiales, la naturaleza del propósito, la naturaleza de toda la actuación" son igualmente importantes para el edificio resultante.



Mito o realidad, lo cierto es que, como pocos, Frank Lloyd Wright demostró toda su capacidad en esta casa, una de las más famosas en la historia de la arquitectura y la cultura en general.

Compartir artículo:

Lista de comentarios

4 de 5 de los participantes encontró que el siguiente comentario es útil:
Me enamoré de la arquitectura , 2019-01-26
Comentarios por: El Frank Mexicano
Articulo
 
Cuando estudiaba y vi en un apresentación esta casa me enamoré de la arquitectura. En ese momento decidí que quería hacer un proyecto así de magnífico. Estudié y trabajé mucho para ser el mejor en mi generación, finalmente poco antes de salir de la carrera mi oportunidad se presentó. Unos señores ricos querían que les diseñara su casa y no tenían límite de presupuesto y me daban libertad total. El resultado... Un desastre al que nunca le quise poner mi nombre. Humillado decidí dejar la arquitectura y dedicarme a la construcción. Moraleja: en la arquitectura el éxito no solo depende de clientes con dinero y ganas, también se necesita talento y experiencia. Mis respetos para el señor FLlW
Responda al comentario aquí - ¿Este comentario es útil para usted?    



Agregar un comentario

Por favor llene completamente la forma abajo, y nosotros agregaremos su comentario tan pronto como sea posible.