Noticias : Arquitectura : El proyecto soviético que hizo enfurecer a Le Corbusier

Noticias de Arquitectura

El proyecto soviético que hizo enfurecer a Le Corbusier

El Palacio de los Soviets fue diseñado como un edificio de 420 metros de altura, con una estatua de Lenin de 70 metros para coronarlo. (Vie, 28 Sep 2018)
El proyecto soviético que hizo enfurecer a Le Corbusier Para su construcción fue destruida la catedral de Cristo Salvador.

Tras un polémico proyecto en el que participaron, entre otros Le Corbusier y Walter Gropius, el diseño ganador fue el de Boris Iofan, con Sergei Merkurov a cargo de la estatua de Lenin. La construcción se detuvo después de que comenzó la Gran Guerra Patriótica y nunca se reanudó después de la guerra.





Esto ocurrió en 1931. La selección fue hecha por "un jurado cuyo miembro más notable fue el dictador Stalin". EL objetivo del edificio era albergar todas las reuniones para el Soviet Supremo y servir como monumento a Lenin en Moscú.

El dinero del premio estaba en rublos y tenía que gastarse en Rusia, pues estaba prohibido sacar la moneda nacional soviética.



La catedral destruida había sido erigida para conmemorar la victoria sobre Napoleón, y tomó casi 100 años para construirla.

Después de la segunda ronda de la competencia se declaró un empate entre Boris Iofan, Ivan Zholtovsky y Héctor Hamilton.



Los tres diseños eran de estilo neoclásico. Sintiéndose traicionados, los arquitectos modernistas, sobre todo Le Corbusier, acusaron a los soviéticos de traicionar sus principios modernistas al elegir un estilo tan conservador.

Finalmente, hasta 1935, después de más rondas de concursos de diseño, se declaró al ganador: Boris Iofan.

El diseño final mostraba un edificio más alto que el Empire, convirtiéndose en el más alto del mundo.

Las obras comenzaron en 1938, con una inversión cuantiosa inversión. Los soviéticos declararon que el edificio se inauguraría el 7 de noviembre de 1942, para celebrar el 25 aniversario de la revolución bolchevique.

La base del edificio debía medir 460 metros de diámetro. Contaría con oficinas, museos, restaurantes y un salón principal con una capacidad de 20,000 personas.

También dispondría de 148 ascensores y 62 escaleras mecánicas y una biblioteca de 500,000 libros.

La base estaría cubierta de mármol y granito; el resto del edificio se revestiría de toba color rojo púrpura (un tipo de piedra caliza) del Cáucaso, y la estatua se forjaría en aluminio o acero cromado.

Debido a su altura, los ingenieros "estimaron que en solo noventa días del año la estatua de Lenin será claramente visible desde el suelo".

Se completaron los cimientos y se colocó el marco de acero para los niveles inferiores, pero desgraciadamente, la Segunda Guerra Mundial se interpuso en el camino. En 1942, se desmanteló la estructura de acero para proporcionar acero al Ejército Rojo y proyectos de infraestructura más urgentes.

En 1945, las fundaciones aún intactas, Stalin anunció planes para reanudar el proyecto.

Pero no iba a ser. En 1957, el gobierno anunció que estaba lanzando el plan para el Palacio de los Soviets en su totalidad y que en su lugar construiría dos edificios separados.





La base se convirtió en una piscina climatizada al aire libre, la más grande del mundo. A partir de 1995, la catedral fue reconstruida en su sitio original hasta consagrar de nuevo en agosto de 2000.

¿Te hubiera gustado que se construyera el Palacio de los Soviets?

Compartir artículo:

Lista de comentarios



Agregar un comentario

Por favor llene completamente la forma abajo, y nosotros agregaremos su comentario tan pronto como sea posible.